El vino y la salud
Publicado por

El vino y la salud

Un nuevo informe de la Sociedad Americana de Oncología Clínica apunta que el consumo de alcohol, incluso en dosis moderadas, está relacionado con un mayor riesgo de padecer distintos tipos de cáncer.

Son muchos los estudios que han hablado sobre los beneficios del vino para la salud. Estas investigaciones se encuentran con una corriente científica que, desde hace años, afirma que los beneficios del consumo “moderado” de alcohol son más que cuestionables, incluso opta por eliminar o reducir al máximo el consumo de bebidas alcohólicas. La Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO) hace unos días publicaba una revisión en la que afirma que el consumo de alcohol está relacionado con “un mayor riesgo de padecer varios cánceres importantes, incluidos los de mama, colon, esófago y de cabeza y cuello”.

La ASCO no es el único organismo que ha alertado sobre los efectos nocivos que puede tener para nuestra salud una copita de vino. En 2012, la Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó un extenso documento, Alcohol in the European Union. Consumption, harm and policy approaches, en el que se señalaba que aunque se ha encontrado un pequeño efecto protector entre el consumo ligero y moderado de alcohol sobre las enfermedades isquémicas, su consumo ha de considerarse como enormemente tóxico para el sistema cardiovascular.

Además, la OMS señala que no existe ningún efecto protector para los más jóvenes, que cualquier efecto protector desaparece si se produce un consumo excesivo aunque sólo sea una vez al mes y que, en lo relacionado con las personas mayores, la reducción del riesgo de fallecimiento por enfermedad isquémica se obtiene de forma mucho más efectiva mediante la realización de actividad física y con una dieta más saludable que tomando bajas cantidades de alcohol.

En 2015, un nuevo estudio publicado en The BMJ volvía a limitar los beneficios de tomar alcohol con moderación. Según los resultados obtenidos por investigadores del University College de Londres (Reino Unido), que tuvieron en cuenta tanto su estilo de vida, como circunstancias personales y socioeconómicas, la actividad protectora se reducía a mujeres mayores de 65 años y, en menor medida, a hombres de entre 50 y 64 años.
Los investigadores señalaron también que ni siquiera en estos casos en los que había leves mejoras podría establecerse una relación directa.

Pese a todo, hay investigadores que siguen insistiendo en las bondades del consumo moderado de alcohol, y más en concreto del vino.

Fuente: https://www.elespanol.com/ciencia/20171114/261974672_0.html

0 0 311 22 noviembre, 2017 Análisis de actualidad noviembre 22, 2017
avatar

Acerca del autor

Melany Milena Lucena. Diplomada en enfermería con estudios de postgrado.

Consultar todos los articulos de Melany Milena Lucena

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Acreditaciones

Subscríbete Boletín

Tu Email

Categoría Profesional

Acepto Políticas Privacidad

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies