Condiciones para el empleo del agua en trabajo de parto

Condiciones para el empleo del agua en trabajo de parto

Edición:
Precio:
20€

Autor:
Puntuación:
5
Analizado el 13 junio, 2017
Última edición:13 junio, 2017

Reseña:

El dolor es una de las principales preocupaciones de las mujeres con respecto al parto y continuamente se trabaja para buscar fórmulas para aliviarlo, con sistemas no medicalizados que respeten la evolución normal del proceso.

Dadas las características o beneficios del agua, ésta podrá ser empleada para la dilatación y/o expulsivo, existiendo una serie de recomendaciones generales para poder emplearla de forma segura.

CRITERIOS DE INCLUSIÓN Y DE EXCLUSIÓN

Aunque cada unidad debe consensuar estos criterios, de forma general, se establecen los siguientes:

Criterios de inclusión:

  • Gestación única a término con presentación cefálica y parto de bajo riesgo.
  • Trabajo de parto establecido, con DU regular y dilatación de al menos 4-5 cm. Es importante que el parto se encuentre en fase activa ya que como hemos comentado, las contracciones pueden espaciarse. El ingreso en el agua en fases tempranas aumenta la necesidad de analgesia epidural.

Criterios de exclusión:

  • Signos de infección, fiebre, taquicardia o sospecha coriomanionitis.
  • Dificultad en la movilidad. Índice de Masa Corporal (IMC) superior a 35.
  • Sangrado abundante, meconio espeso.
  • Cesárea anterior.
  • Situaciones que precisen de monitorización cardiotocográfica continua.
  • Serologías positivas (VHB, VHC, VIH).
  • Enfermedades infecciosas piel.
  • Distocia de hombros en parto anterior, sospecha de macrosomía.
  • Uso de narcóticos en las últimas 6 horas.

Según los estudios, la presencia de estreptococo agalactiae grupo B (EGB) en orina y/o cultivo vaginal y/o rectal no es motivo de exclusión, ya que no aumenta el riesgo de infección. En estos casos se realizará la profilaxis antibiótica adecuada según protocolo del centro.

CUESTIONES INICIALES

– Temperatura del agua

Tanto temperaturas muy calientes como muy frías (por debajo de 34ºC) podrían retrasar el trabajo de parto, como consecuencia del esfuerzo del cuerpo por mantener la energía. Temperaturas inferiores a 34 ºC pueden disminuir las contracciones a un ritmo de 1 cada 3-5 minutos y por el contrario, por encima de los 36ºC pueden aumentar en frecuencia y fuerza.

Algunos estudios discrepan sobre la temperatura, ya que hay países que emplean bajas temperaturas. Siguiendo las indicaciones anglosajonas parecen razonables temperaturas entre 36-37 ºC. Las premisas a tener en cuenta serían las siguientes:

La mujer debe encontrar la temperatura agradable sin que la temperatura del agua alcance los 37,5 ºC. Se debe tener en cuenta que la temperatura del bebé es 0,5-1 ºC superior a la de la madre y que temperaturas maternas superiores a 38ºC pueden producir taquicardia fetal e hipotensión materna. Si aumenta la temperatura fetal, aumenta el gasto metabólico y las demandas de oxígeno. Por encima de los 40º son más susceptibles a las convulsiones.

La temperatura del agua es más fría en la superficie que en la profundidad, por lo que deberá removerse y controlar la temperatura del agua cada hora en la dilatación y cada 15 minutos en el expulsivo.

– Claridad, limpieza y contaminación del agua

El agua deberá permanecer limpia y clara, pudiendo observarse siempre el fondo de la misma. En caso contrario, se renovará tantas veces como sea necesario.

Con respecto a la contaminación por heces, es inusual en la fase pasiva y acostumbra a ser inferior en el expulsivo que en los partos en tierra. De todas formas, deberá retirarse cualquier excremento e incluso cambiar el agua en caso necesario.

– Profundidad y movilidad

Se recomienda que cubra el abdomen aproximadamente hasta la altura del pecho. Debe tenerse en cuenta también la evaporación del agua, por lo que deberá rellenarse conforme baje el nivel.

Según el Principio de Arquímedes, el 75% del peso corporal materno se reducirá y se convertirá en boyante, hecho que permitirá mayor movilidad.

No existe evidencia no recomendaciones en cuanto a la frecuencia en los cambios de posición, aunque es conveniente que cambie regularmente al igual que lo haría fuera del agua.

– Terapias complementarias

En principio no existe contraindicación para su uso (reflexología, hierbas, acupuntura, homeopatía), aunque existe controversia con respecto al uso de aceites ya que su uso directo podría ser peligroso para el RN por la absorción a través de las mucosas y ojos en el nacimiento.

Por este motivo, en caso de emplearse aceites para un masaje, se recomendará una ducha previa.

– Fármacos y agua

El uso de narcóticos está desaconsejado mientras la mujer esté en la bañera. Si se han administrado antes:

  • Comprobar que la mujer no esté somnolienta.
  • Controlar que la frecuencia cardíaca fetal (FCF) mantiene variabilidad normal.
  • Considerar que la vida media suele ser de 2-4 h. Por ello, hay protocolos que contraindican la entrada en las 6 horas posteriores a su administración.

Con respecto al uso de óxido nitroso, puede ser usado pero siempre y cuando la mujer se encuentre acompañada y haya una ventilación adecuada de la sala.

– Ambiente

Con la intención de mejorar la sensación agradable del agua y de la consecuente liberación de endorfinas y oxitocina, es interesante mantener una serie de pautas que ayuden a mantener el ambiente y la intimidad:

  • Colores relajantes, no sobrecargados con luces suaves, ruidos y distracciones mínimas.
  • Aromaterapia (ambiental), musicoterapia.
  • Habitación templada y ventilada, con 21-22ºC durante la dilatación a fin de mantener la temperatura. Hay que tener en cuenta que conforme pasan las horas, la evaporación del agua caliente hace que aumente la temperatura ambiental.

– Seguridad materna

  • Mantener el suelo seco alrededor de la piscina, tomar las precauciones necesarias para evitar caídas dentro de la bañera.
  • Se recomienda una ingesta hídrica (incluidas las soluciones isotónicas) de 500 cc/h para evitar la deshidratación.
  • Constantes vitales: Temperatura, tensión arterial y frecuencia cardíaca al menos cada hora.
  • Monitorización fetal: Según establezca el protocolo de la unidad. Al ser una gestación de bajo riesgo, puede realizarse auscultación intermitente, siguiéndolas recomendaciones actuales:
    • Cada 15-30 minutos durante la fase activa de la primera etapa del parto y cada 5-10 minutos en la segunda etapa del parto, abarcando un período entre 2 contracciones.
  • Facilitar la entrada y salida de la mujer, evitando caídas.
  • La mujer permanecerá siempre acompañada.

– Higiene de la bañera

Dejar correr el agua inicialmente y mantener durante todo el proceso el agua limpia y clara. Tras la finalización del parto es importante la limpieza adecuada con productos especiales que aseguren la eliminación de gérmenes.

– Seguridad de los profesionales

Evitar malas posiciones. Evitar permanecer de pie largos periodos de tiempo, procurar realizar un movimiento desde las caderas al agacharse. Es aconsejable permanecer sentada cerca de la bañera. Mantener las precauciones universales.


Este artículo está basado en la tesina realizada por Cristina Mª Martín Orúe para el Experto Universitario en Atención Integral en Salud Femenina realizado en Formación Alcalá.

0 0 884 13 junio, 2017 Tesinas junio 13, 2017
avatar

Acerca del autor

Cristina Mª Martín Orúe Diplomada en Enfermería por la Universidad de Zaragoza (1996-1999). Especialista en Enfermería Obstétrico-Ginecológica vía sistema de residencia (2008-2010). Experiencia profesional como enfermera de urgencias en ámbito extrahospitalario y como matrona en atención especializada.

Consultar todos los articulos de Cristina Mª Martín Orúe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Acreditaciones

Subscríbete Boletín

Tu Email

Categoría Profesional

Acepto Políticas Privacidad

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies