Las alteraciones de la salud por calor
Publicado por

Las alteraciones de la salud por calor

El intenso calor, provocado por las altas temperaturas veraniegas se ha dejado sentir en los últimos días de manera notable.

Las temperaturas extremas causan estrés en el organismo, cuyo funcionamiento óptimo es entre los 36 y 37,5ºC. Cuando son más altas, el cuerpo libera calor principalmente a través del sudor, aunque la respiración y el incremento en el ritmo cardíaco también pueden expulsarlo. Entre más caliente y más húmedo, más sudor se secreta y esto incrementa el riesgo de deshidratación.

Generalmente el cuerpo se enfría solo mediante la sudoración. Pero en los climas calurosos, especialmente con altos niveles de humedad, la sudoración no es suficiente. La temperatura corporal puede elevarse hasta niveles peligrosos y en personas de mayor edad y en niños, puede tener consecuencias en la salud.

En la mayoría de ocasiones los problemas están causados por permanecer expuesto al calor demasiado tiempo. Otros factores son el ejercicio excesivo para la edad y la condición física. Las personas de edad avanzada, las que están obesas o sobrepeso, los niños, las mujeres embarazadas, así como los grupos con afecciones crónicas, están a mayor riesgo. También las personas que consumen productos derivados del tabaco y bebidas alcohólicas.

Entre las reacciones más comunes, se destacan el dolor de cabeza, fatiga, calambres, náuseas y vómitos, erupción de la piel o enrojecimiento, pulso alto, taquicardia y problemas respiratorios.

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), algunos padecimientos relacionados con el calor son:

  • Golpe de calor: una afección peligrosa para la vida en la cual la temperatura corporal puede subir por encima de los 40ºC en minutos. Los síntomas pueden incluir piel seca, pulso rápido y fuerte y mareos.
  • Agotamiento: puede preceder al golpe de calor. Los síntomas pueden incluir sudoración profusa, respiración rápida y pulso acelerado y débil.
  • Calambres: dolores o espasmos musculares que ocurren durante el ejercicio intenso.
  • Erupciones cutáneas: irritación de la piel por exceso de sudoración.

Por todo esto, Rafael Rodríguez, secretario del Departamento de Salud, ha destacado la importancia de que se tomen medidas para prevenir posibles problemas de salud, especialmente, entre los niños y las personas de mayor edad. Es importante consumir abundantes líquidos, reponer sales y minerales y limitar el tiempo de exposición al calor. Es necesario ingerir agua (de seis a ocho vasos diarios), en especial en días calurosos, así como conservar los medicamentos en lugares frescos debido a que el calor puede alterar su composición y su efecto.

Fuente: https://www.elnuevodia.com/estilosdevida/saludyejercicios/nota/cuandoelcaloratentacontralasalud-2324898/

0 0 457 07 junio, 2017 Análisis de actualidad junio 7, 2017
avatar

Acerca del autor

Melany Milena Lucena. Diplomada en enfermería con estudios de postgrado.

Consultar todos los articulos de Melany Milena Lucena

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Acreditaciones

Subscríbete Boletín

Tu Email

Categoría Profesional

Acepto Políticas Privacidad

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR
Aviso de cookies